Categories
Arroz Nutrición y salud del suelo

Necesidades nutricionales para el cultivo de arroz

Necesidades nutricionales para el cultivo de arroz

La cantidad de nutrientes removidos del suelo varía con el cultivo, la producción de biomasa, el suelo y el clima.

Una correcta nutrición es un factor clave para aspirar a altos rendimientos en el cultivo del arroz. Garantizar la oferta de nutrientes que el cultivo necesita en sus diferentes etapas de su ciclo, permite llegar a producciones del 80 % de su potencial.

Los nutrientes principales son el nitrógeno, el fósforo y el potasio:

Además de los nutrientes principales, el arroz absorbe también cantidades importantes de Calcio (Ca), Magnesio (Mg), Azufre (S) y Silicio (Si), y micronutrientes como Boro (B), Cloro (Cl), Cobalto (Co), Cobre (Cu), Hierro (Fe), Manganeso (Mn), Molibdeno (Mo), Níquel (Ni) y Zinc (Zn).

Es clave asegurar una oferta de nutrientes adecuada desde la germinación para lograr una tasa de desarrollo y crecimiento óptima del cultivo, logrando aprovechar la radiación incidente, generando el correcto macollamiento y acumulando biomasa que luego se translocará a los granos.

Un esquema habitual de fertilización involucra de 3 a 5 aplicaciones dependiendo el material, la zona y los ciclos fenológicos.

Principalmente deben aplicarse desde la germinación (0 a 15 días), macollamiento (15 a 25 días), máximo macollamiento (25 a 35 días), inicio de primordio floral (43 a 48 días) y máximo embuchamiento (60 a 65 días).
 
Para lograr los máximos rendimientos potenciales del cultivo, es fundamental proveerle de los nutrientes necesarios, siempre considerando sus necesidades específicas según su estado fenológico.